PUBLICIDAD

REVISTA CULTURAL BLANCO SOBRE NEGRO


 

Featured

La Fundación Músicos por la Salud lanza un nuevo programa para jóvenes inmigrantes sin referentes familiares

“Sonidos de Esperanza” pretende, a través de la música, mejorar la calidad de vida de estos niños y adolescentes vulnerables y la protección de sus derechos, así como la promoción de su inclusión

Se celebrarán microconciertos y otras actividades lúdicas relacionadas con la música en instituciones y asociaciones de la Comunidad Valenciana

La Fundación Músicos por la Salud ha lanzado, junto con la Generalitat valenciana, un nuevo programa lúdico y terapéutico para menores inmigrantes que se encuentran en riesgo de exclusión social.

“Sonidos de Esperanza” -así se llama el nuevo plan- está dirigido a niños, niñas y adolescentes migrantes sin referentes familiares que son atendidos en distintas instituciones y asociaciones de la Comunidad Valenciana, aunque el objetivo es que se extienda al resto de Comunidades Autónomas.

 

 

El programa, financiado por la Vicepresidencia Segunda y Conselleria de Servicios Sociales e Igualdad de la Generalitat, tiene como principal objetivo mejorar la calidad de vida de este colectivo y la protección de sus derechos, así como promover su inclusión, y fomentar el uso de la música como herramienta eficaz para la consecución de estos propósitos.

Para ello, se celebrarán microconciertos interpretados por músicos de la Fundación y talleres, además de otras actividades lúdicas y terapéuticas relacionadas con la música, donde los chavales podrán expresarse, conectar y fortalecer su autoestima.

“El proyecto tendrá un impacto positivo en la vida de estos niños, que van a poder mejorar su autonomía personal, su integración e inserción social”, según ha señalado el presidente y fundador de Músicos por la Salud, Guillermo Giner.

La iniciativa cuenta con la colaboración de la Fundación Iniciativa social y pretende apoyar la cumplimentación de disposiciones, planes y estrategias internacionales, estatales o autonómicas que promuevan el respeto a la diversidad, la protección, la salud, la inclusión, el bienestar y la calidad de vida de las personas migrantes.